Misión y Visión 2017-11-27T19:45:02+00:00

MISIÓN

1.- Impulsar la participación de la Ingeniería Peruana en las grandes decisiones destinadas a transformar el mundo natural en un mundo adecuado para el hombre; y

2.- Trabajar para que la Ingeniería Peruana sea una profesión prestigiada, distinguida porque en su ejercicio predominan los valores éticos, las bases conceptuales, la responsabilidad social, la imaginación, la innovación y la creatividad.

VISIÓN

El mundo actual se encuentra inmerso en un proceso de Globalización, el mismo que se ha desarrollado como consecuencia de la modernización y universalización de las comunicaciones y la tecnología de la información.

Este proceso de globalización no ha pasado por la aprobación de los Congresos ni de los Gobiernos de ninguno de nuestros países y consecuentemente, estos, tampoco lo pueden derogar

Convivir con la Globalización demanda el articular Planes de Integración Regional en América del Sur y crear competitividad en cada uno de nuestros países para responder a este reto. Para poder planificar la construcción del país en el mediano y largo plazo, los señores Académicos han reclamado la necesidad del planeamiento para el desarrollo del país que debería ser diseñado por los mejores organismos técnicos con que contamos y validado a través de su discusión en el seno del Acuerdo Nacional.

Es lamentable que por haber sesgado su actuación a la planificación centralista y dirigista opuesta a la economía de mercado, el Instituto Nacional de Planificación del Perú haya sido desmantelado sin haber sido sustituido por un organismo que pudiera desarrollar la visión futura de país con los elementos con que hoy cuenta la planificación indicativa moderna. En tal sentido, saludamos la incipiente creación del Centro de Planeamiento Estratégico, cuya ley de creación será discutida en breve en el Congreso y que deberá actuar en conjunto con la sociedad civil y por tanto esperamos mantener una estrecha vinculación entre el desarrollo de las actividades de este Centro y la Academia Peruana de Ingeniería, en el entendido que cualquier plan de desarrollo económico, viable, coherente, pragmático y de largo alcance podrá ser propuesto por el Gobierno con una orientación económica regulada, pero para que sea efectivo y sostenido en el tiempo, debe apoyarse en el consenso nacional.

La Planificación, así entendida, está en la esencia del pacto social, debiera ser por ese motivo validada por el Acuerdo Nacional y funcionar en forma mandatoria al igual que la Constitución. El Perú afronta en este contexto varios desafíos simultáneos: El de su articulación territorial interna y el desarrollo de las regiones del interior del país. El de la generación de riqueza para poder dar trabajo en condiciones dignas a gran parte de su población y el de implementar su infraestructura para desarrollar sus relaciones internas y externas en términos competitivos. Para alcanzar estos objetivos, el país requiere utilizar en la mejor forma posible los mejores recursos técnicos con los que cuenta y en ese contexto, la Academia Peruana de Ingeniería puede dar una contribución sumamente valiosa orientando los criterios con que deben ser estructurados los planes y programas que el país necesita. Otro de los desafíos que el país tiene que afrontar es mejorar la formación de sus cuadros técnicos y profundizar en las nuevas generaciones el concepto y la práctica de la ética profesional.